Uruguay 1 – Chile 0 en protección de los trabajadores

trabajoA comienzos del mes de mayo el gobierno uruguayo firmó el decreto N° 291/2007, el cual prohíbe el consumo y la tenencia de alcohol, cannabis y cualquier otro tipo de sustancias psicoactivas durante la jornada de trabajo, tanto en el ámbito privado o público. Además, el documento permite a las empresas testear la presencia de estas sustancias y tomar sanciones en caso de detectar algún resultado positivo entre sus trabajadores.

 

Se trata de un completo protocolo que responde todas las posibles interrogantes del proceso. Quién testeará, quién validará, qué se hará en caso de un positivo, y prevé además instancias de sensibilización, prevención y capacitación para todo el personal.

Actualmente en Chile la discusión de esta problemática no se ha instalado, siendo minoritariamente abordada (y costeada) por la empresa privada. Y digo minoritariamente porque las compañías preocupadas de implementar programas de prevención e inhibición del consumo como Drug Free Workplace suponen sólo un 4% del total de empresas en Chile.

Resulta impensable que los tres poderes del Estado no estén llevando acciones en la materia, o que la comentada Reforma Laboral no mencione siquiera las palabras “alcohol” y “drogas”, más aún cuando sabemos por estadísticas de la Asociación Chilena de Seguridad que casi un tercio de los accidentes laborales de nuestro país dan positivo a un examen de drogas.

Chile debe contar con un código del trabajo que estipule y sancione verdaderamente conductas riesgosas por consumo de alcohol y drogas en el trabajo, como existe en la mayoría de países desarrollados e inclusive en países vecinos como el Perú.

Incluyamos en esta iniciativa conceptos como seguridad, mejoras en salud ocupacional y mayor productividad de los llamados “Lugares de Trabajo Libres de Alcohol y Drogas”. No hay juicios de valor sobre el consumo de drogas, se trata simplemente de darnos cuenta de que debemos salvaguardar la vida y salud de nuestros trabajadores y de quienes la rodean, y esto no se cumple cuando se realizan labores bajo la presencia de drogas y alcohol.

Share This: